Fernando Suárez Reguera

Fernando Suárez Reguera nació en Oviedo, España, en el año 1966. Cursó la carrera de Bellas Artes en la especialidad de escultura en la Universidad Complutense de Madrid. Es allí donde actualmente reside y trabaja. En su trayectoria artística ha realizado más de cincuenta exposiciones individuales tanto a nivel nacional como internacional. Sus trabajos han sido mostrados en ciudades como París, Londres, Colonia, Seúl y Panamá. Ha participado en numerosas exposiciones colectivas y ferias de arte contemporáneo en todo el mundo. Tiene, a su juicio, dos Talentos marcadísimos: Escritura y Artes Plásticas, los cuales conjunta con fluidez tal como se muestra en su portal web.

En la actualidad está presente en varios espacios simultáneamente:

“FOR A BETTER WORLD”.
Galerie “Geraldine Banier”.
Group show.
54 Rue Jacob
75006 . Hasta el dia 30 de noviembre de 2020.
“INCERTIDUMBRE”.
Exposición individual .
Galeria de arte “Luisa Pita”.
Cardenal Payá 9.
Santiago de Compostela.
Hasta el dia 21 de noviembre de 2020.
“ARTEA & FLECHA”.
Feria de Arte Contemporáneo.
Peruri Auzoa 33.
48940 Leioa, Bizkaia.
Hasta 14 noviembre de 2020.

¿Fernando, consideras que los artistas plásticos actuales (en general) han perdido el rumbo sociopolítico de antaño? ¿Por qué?

Creo que los artistas son grandes observadores de su entorno y no considero que se hayan desvinculado de la realidad que les rodea. Los artistas plásticos deben ser cronistas de su tiempo y más ahora que vivimos tiempos convulsos. Yo particularmente tengo pendientes de realizar varias obras donde quiero reflejar la gran crisis actual que vivimos por la pandemia. En estos momentos las tengo en proceso de maduración y plasmadas en mis cuadernos de bocetos, a la espera de salir a la luz. En ellas quiero reflejar la nueva realidad e incertidumbre que vivimos en estos momentos y donde no hemos visto todavía la luz al final del túnel.

¿Cómo puede un artista plástico, en la actualidad, aportar al cambio de paradigmas o la construcción de entornos sanos, en una sociedad que vienen desvalorizando los principios del arte per sé?

El artista debe sumar sus esfuerzos y trabajar con sus armas como cualquier individuo en la sociedad para conseguir lograr ese cambio, además vital para el desarrollo de un mundo mejor y más sostenible. El arte y la cultura son instrumentos poderosos para conseguir esa concienciación en la sociedad.

LA DUDA DEL VIAJERO. (éste lo pones así de corrido dentro del artículo).

En todo viaje como momento de acción se crea una incertidumbre ante los hechos que están por llegar, igual que en el proceso de realización de una obra un creador se encuentra envuelto en una duda permanente. Durante este periodo de tiempo, el artista debe contestar y enfrentarse a diferentes preguntas y caminos que van surgiendo a su alrededor. Se tiene una idea clara de la obra, pero no de su aspecto definitivo. Por esta razón la búsqueda de soluciones formales es constante y exige un enorme esfuerzo cognitivo y mental.

Esta indeterminación del ánimo es la que hace crecer al autor y estimularle para nuevos proyectos. Es peligroso caer en la monotonía y el conformismo, bien sea por el agotamiento de ideas o, aunque parezca contradictorio, por la embriaguez del éxito. Se deben plantear siempre nuevas preguntas, propuestas que te lleven a la duda y te hagan pensar, sin acomodarte a lo ya hecho. El proceso creativo no es lineal, hay muchos fracasos. Errores que te llevan a rectificaciones y a cambios en tu forma de trabajar para seguir creciendo en tu trayectoria personal. Como dice Alfredo Muñoz, psicólogo social de la Universidad Complutense de Madrid: << no se debe perder la capacidad de jugar>>.

Pulpo

Aldeas Crecientes

Cabeza de Árbol

Escalador Corten

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba